Pan Ácimo

Tras un tiempo sin tomar nada que recordase al pan en sabor, apareció en mi herboristería habitual y, consecuentemente en mi vida, el pan ácimo.

Similar a un fina y crujiente tostada, lo acompaño tanto de alimentos dulces (crema de cacao) como de salados (queso de cabra).

Así, se trata de un pan elaborado sin levadura. Como bien apunta la Wikipedia, se suele elaborar con harina integral y sin grasas, por lo que resulta más saludable que los panes blancos que se elaboran con harinas refinadas, y que muchos panes integrales que recurren a grasas como aceite o mantequilla.

Un día de estos probaré a hornearlo yo misma (puesto que no parece muy complicado) y os mostraré el resultado. Mientras, os dejo esta receta que he encontrado, por si os animáis antes que yo 😛

¡Feliz Martes!

Anuncios